agosto 30, 2009

quizás no haya culpables

Es curioso, al final los culpables siempre son los otros.
Son los demás los que se equivocan, los que nos hieren, los que nos dejan, abandonan, nos tratan mal, se confunden....
Y yo me pregunto:
¿Cuando en mi caso ha sido así, que he puesto yo de mi, para que la situación sea así?

8 comentarios:

refugio espiritual dijo...

A veces parece ser más facil, buscar culpables que ser capaz de reconocer que nosotros también tenemos parte. El ego y el orgullo, no dejan ver esto. en lo personal siempre intento buscar el porque y busco en mi parte. Esconderse no sirve nada, lo único que sirve es mentirse a uno mismo y enojarnos con los demás....
Cuando se deja de buscar culpables y mirar en uno es cuando podemos descubrir lo equivocado que muchas veces estamos. y nos permite tener paz con uno mismo y con todos.

Besos y lindo Domingo.

Joan Gallardo dijo...

Pues refugio espiritual tiene toda la razón. No es que no haya culpables, sino que el único culpable somos nosotros mismos. Estamos tan cegados por el ego (entiendo el ego como todo aquello que no te permite llegar a tu verdadero ser) que no somos capaces de ver más allá, de trascender nuestra mente y observar que los problemas nos los causamos nosotros. Imagina que nos deja nuestra pareja. Tendemos a echarle la culpa, incluso a odiarla por ello. Pero cuando profundizas en ti mismo, te das cuenta de que si realmente la amas no le reprocharás nada, únicamente agradecerás los momentos de pura alegría compartidos, porque ha hecho uso de su libertad al tomar otro camino distinto. Y ese dolor que sientes no es otra cosa que el miedo a ser rechazado, que el miedo a estar solo.

dondelohabredejado dijo...

Muy buenas tus preguntas. Tal vez cuando comenzamos a ver la parte que nos toca, a hacernos cargo de lo que nos tenemos que hacer cargo, ahí comencemos a entender, y dejemos de repetir los mismos errores, las mismas elecciones, y tengamos relaciones más sanas y más felices.
Un abracito.

arda dijo...

Cuando nos sentimos heridos, abandonados, enfadados, ... Es pq no nos gusta que los demás no hagan lo que nosotros queremos, por tanto, no son los demás, sino que somos nosotros los que pretendemos conseguir algo de los demás.

Debemos buscar en nuestro interior el motivo de nuestro enfado o nuestra decepción y trabajar ese punto.
Creer que son los demás y que nosotros no tenemos nada que ver es una escapada para no enfrentarnos a nosotros mismos.

Sé valiente querida amiga y avanza en tu camino, aunque parezca difícil y duro, así es el camino!

Allek dijo...

hola, he regresado!
puedes checar!
un abrazo!

SUSURU dijo...

leer tus palabras me hizo recordar otras dos palabras: VICTIMA y VICTIMARIO.
Sin darnos cuenta a veces ejercemos uno de los roles para en otro momento ejercer el otro que es totalmente opuesto.

Para qué haremos esto? Buscamos tener poder?

Tus palabras me dejan reflexionando.

te estoy extrañando mucho. Hace bastante que no pasas por mi casita.

besitos

alas de vida dijo...

Un abrazo de luz a tod@s chic@s, lo cierto es, que el mejor aprendizaje es después que nos ponen el espejo delante, y vemos lo que no nos gusta, dejamos de buscar de culpables..un abrazo de luz a tod@s.

lidia dijo...

preguntas,respuestas...preguntas sin respuestas la eterna busqueda del hombre ...la mitad de su vida busca y la otra en encontrar...
ecelente!
un abrazo
lidia-la escriba perenne
www.deloquenosehabla.blogspot.com